Internacional

Mundo Actualidad

Explosión en mezquita deja al menos 50 muertos

Al menos 50 personas murieron y otras 140 resultaron heridas en la explosión registrada este viernes (08.10.2021) en una mezquita chiita de la ciudad de Kunduz, al noreste de Afganistán, según fuentes médicas y el portavoz de los talibanes, Zabihulá Muhajid. "Hasta ahora hemos recibido 35 cadáveres y más de 50 heridos", dijo a la AFP un médico del hospital central de Kunduz. Poco antes, un responsable local de la ONG Médicos Sin Fronteras (MSF) declaró a la AFP que "más de 90 heridos y 15 cadáveres" habían llegado a su clínica en la ciudad.
 Ataque suicida
El ataque, el más sangriento desde que las fuerzas estadounidenses abandonaron el país a finales de agosto, fue un atentado suicida, dijo a la AFP Matiullah Rohani, responsable regional de los talibanes, a cargo de la Cultura y la Información. La explosión se produjo durante la oración de mediodía, la más concurrida de los viernes, día de descanso musulmán y los testigos describieron escenas atroces. Los chiitas representan el 20% de la población de Afganistán. Muchos de ellos son de la etnia hazara, perseguido en el país durante décadas. (efe/afp/reuters)
La OCDE anuncia el acuerdo de 136 países para la reforma fiscal global.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) anunció este viernes (08.10.2021) que se alcanzó un acuerdo sobre un impuesto de sociedades del 15% a nivel mundial para las multinacionales a partir de 2023, que recibió el respaldo de 136 países. El acuerdo será discutido en la reunión del G20 en Roma los próximos 30 y 31 de octubre, donde se estudiarán los próximos pasos para aplicar lo pactado. "El histórico acuerdo (...) redistribuirá a países de todo el mundo más de 125.000 millones de dólares en beneficios de unas 100 de las multinacionales más grandes y rentables del mundo, que pagarán su justa parte de impuestos", reza un comunicado de la OCDE, coordinadora de las negociaciones. "El acuerdo de hoy hará que las disposiciones fiscales internacionales sean más justas y funcionen mejor. Esta es una gran victoria para un multilateralismo eficaz y equilibrado", afirmó el secretario general de la OCDE, Mathias Cormann. Los 136 países integrados en el acuerdo, de los 140 que participaban en las negociaciones, abarcan más del 90% del PIB mundial. Tres países europeos de baja fiscalidad para las empresas (Irlanda, Hungría y Estonia) se sumaron al acuerdo, acordado en julio pasado, aunque Pakistán decidió salirse.
Imposición en el país donde está la sede y en los que se opera
El acuerdo se basa en dos pilares. El primero fija el volumen del beneficio residual de las empresas, el que queda en cada uno de los países en los que opera la multinacional después de que el país donde esté la sede haya recaudado el impuesto correspondiente al 10% de la rentabilidad. La cifra acordada hoy fue del 25% de ese beneficio residual. Esto se refiere a grandes empresas con una facturación mundial superior a los 20.000 millones de euros y una rentabilidad superior al 10%, y el reparto de beneficios se realizaría entre los países donde cada compañía tiene ingresos superiores a un millón de euros (250.000 en pequeños estados). El segundo pilar establece ahora que un impuesto de sociedades mínimo del 15%. En su anterior formulación, se preveía "al menos el 15%", lo que abría la puerta a que en el futuro se exigiera un porcentaje mayor. El cambio se interpreta como una flexibilización para atraer a los países más remisos, como los tres europeos. La suma de Irlanda y Estonia ayer y de Hungría hoy hace que ya el acuerdo tenga el apoyo de todos los países del G20 y de la OCDE. Además de la salida de Pakistán, siguen sin sumarse al actual consenso otros tres países que ya estaban fuera: Nigeria, Kenia y Sri Lanka. (afp/efe)
Efraín Alegre denuncia penalmente a Horacio Cartes.
Efraín Alegre, líder del Partido Liberal -el mayor de la oposición de Paraguay- presentó ante la Fiscalía una denuncia penal por falsificación de declaración jurada contra el ex presidente Horacio Cartes (2013-2018), uno de los nombres citados en los Papeles de Pandora. Alegre, acompañado de su abogada, hizo hincapié en la rectificación realizada por Cartes en septiembre, poco antes de que se divulgara esa investigación periodística, a sus declaraciones juradas al asumir y al dejar la Presidencia, las cuales no incluían la empresa offshore adquirida en Panamá en 2011. "La rectificación es la confesión de la condición de delito. Viene a decir, sí, cometí un delito y ahora quiero arreglar (...) La obligación de la Fiscalía es hacer la investigación", dijo Alegre a los medios. En el mismo sentido se expresó la abogada Marlene Orué, quien acotó que el "hecho de presentar una declaración jurada falsa ya configura el tipo penal". "En el 2011, según la prensa internacional, los Panamá Papers, se crea esa empresa offshore. Entonces, pasaron diez años. ¿Cómo después de diez años va a intentar alguien rectificar? Es dejarnos a todas luces a la ciudadanía como tontos. Es una conducta dolosa, de falsear y ocultar", aseguró Orué. La tipificación del hecho, según la denuncia, se enmarca en el artículo 243 del Código Penal, que establece pena privativa de hasta cinco años a quien presente una declaración falsa a un ente facultado. La denuncia se presenta días después de que la Contraloría General de la República confirmara que Cartes, del gobernante Partido Colorado, no declaró hasta el mes pasado la sociedad Dominicana Acquisition, adquirida en Panamá en 2011 y citada en la investigación del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación. Sin embargo, desde la Contraloría señalaron que la rectificación es un derecho y que no hay plazos establecidos en la legislación penal sobre la oportunidad de llevarla a cabo. Antes de conocerse la rectificación, los abogados de Cartes explicaron -a través de los medios de prensa del grupo empresarial del ex presidente- que este había cumplido con las declaraciones preceptivas antes y después de su mandato. Añadieron que Dominicana Acquisition fue adquirida "como vehículo legal para la compra de un departamento para su familia en la ciudad de Miami", y que fue dada de baja en el registro mercantil panameño una vez que se vendió el inmueble, que era su único activo. Sobre la denuncia presentada, Alegre dijo que no "guarda demasiadas expectativas", y volvió a referirse al Ministerio Público como una "mafia" controlada por Cartes. "Sabemos que la Fiscalía está manejada por la mafia, el jefe de la mafia es Cartes, así que desde luego no tenemos demasiadas expectativas. Pero lo hacemos porque es nuestra obligación y esta es la instancia", acotó el jefe liberal. Alegre acusa a la fiscal general, Sandra Quiñónez, de ser funcional a Cartes, y a este de copar desde Honor Colorado -la principal corriente del oficialismo- el Ministerio Público y otras instituciones. (efe, abc, última hora)